Autor: admin

Docentes se especializan en innovación y emprendimiento escolar mediante programa FIC ConCiencia Lab Caldera

La iniciativa se enmarca en un programa ejecutado por Cowork Atacama de la Dirección de Incubación y Negocios PUCV.

Docentes de la comuna de Caldera pertenecientes al Liceo Manuel Blanco Encalada, al Centro de Educación Integrada de Adultos (CEIA) y al Departamento de Administración de Educación Municipal (DAEM), iniciaron el curso de capacitación online “Gestión de equipos de innovación y emprendimiento escolar”, en el marco del programa FIC Conciencia Lab Caldera, ejecutado por Cowork Atacama de la Dirección de Incubación y Negocios de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso.

El curso dictado por AlCubo a través de la plataforma aula virtual de la PUCV incluye tres unidades, basadas en metodologías para impulsar el emprendimiento, la innovación y el contexto actual en Chile, educación del emprendimiento con base en el modelo formativo de competencias emprendedoras, y el liderazgo de comunidades en conjunto con prácticas de acción para la sostenibilidad de proyectos de innovación y emprendimiento escolar.

Juan Pablo Tapia, coordinador de AlCubo PUCV, comenta que este “busca impulsar el ecosistema de emprendimiento e innovación escolar en la región de Atacama por medio de metodologías que permitan el empoderamiento de docentes e instituciones educativas para formar a niñas, niños y jóvenes como futuros emprendedores. Además, se espera que los docentes no sólo puedan adquirir conocimientos y habilidades para potenciar su rol en los colegios, sino también logren sentirse parte de una red de profesores que promueven estas instancias de aprendizaje bajo el alero de AlCubo y de la PUCV”.

Claudia Zuleta, gerenta de Cowork Atacama y directora del programa ConCiencia Lab Caldera, comenta que “en esta primera etapa, el principal objetivo es fomentar la inclusión temprana en temáticas de emprendimientos escolar, promoviendo la generación de comunidades de aprendizaje, entorno a la innovación, la ciencia y el emprendimiento como motor de cambio en nuestra sociedad.  Creemos que hoy es fundamental propiciar la creación de nuevos negocios desde la educación escolar técnico profesional para dinamizar la economía local”.

En esta misma línea, la presidenta del Consejo Regional de Atacama, Ruth Vega, argumenta que “como Consejo aprobamos para este proyecto M$ 97.500.-, recursos FIC del GORE, en apoyo a una iniciativa que potenciará el capital humano especializado, fortaleciendo las competencias del Liceo Blanco Encalada de Caldera y ser ejemplo a imitar. Así nace un círculo virtuoso entre establecimiento, empresas y universidad. Como CORE respaldamos instancias innovadoras preocupadas por el desarrollo de las comunidades”.

El programa ConCiencia Lab Caldera es ejecutado por Cowork Atacama, financiado con recursos del Fondo de Innovación para la Competitividad (FIC) del Gobierno Regional de Atacama, en colaboración y apoyo con socios estratégicos como CMP, Aguas CAP y la Ilustre Municipalidad de Caldera.

Denis Concha Pezo, subgerente de operaciones Aguas CAP, evidencia que “el principal valor que podemos aportar a los estudiantes es la entrega de herramientas técnicas a los docentes para fomentar la enseñanza desde la perspectiva del conocimiento con enfoque en el emprendimiento y la innovación, siendo un pilar fundamental para impulsar el desarrollo experimental de productos con foco acuícola, alimenticio y turístico en los estudiantes de la comuna de Caldera. Esto es la esencia de nuestra visión, compromiso y convicción como Aguas CAP, que es entregar valor a las comunidades existentes en las áreas donde estamos presentes con nuestras operaciones”.

Programa ConCiencia Lab Caldera

Esta iniciativa busca potenciar el emprendimiento y la innovación en las tres especialidades del Liceo Manuel Blanco Encalada; Servicios Turísticos, Acuicultura y Elaboración de Alimentos, y consta de tres líneas de acción; 1) Entrenamiento de habilidades de emprendimiento e innovación para docentes, 2)  Transferencia tecnológica dirigida a las tres especialidades técnicas del liceo para el desarrollo de prototipos innovadores y con potencial de crecimiento, 3) Proceso de generación de nuevos negocios permitirán a los alumnos mejorar productos y/o servicios innovadores derivados del aprendizaje de las etapas anteriores.

Aníbal Fernández Echavarría, subgerente de medio ambiente y comunidades CMP, respecto al valor de esta iniciativa comenta que “a través de la educación podemos ser un aporte y mejorar la calidad de vida de las personas. En este caso se están conjugando la incorporación de herramientas de emprendimiento e innovación en un modelo de gestión nuevo en el Liceo Manuel Blanco Encalada, establecimiento con altos índices de vulnerabilidad, por lo tanto, tiene un efecto mucho más potente el llegar de manera exitosa a implementar este programa, para que los estudiantes puedan tener mejores oportunidades de desarrollo y de perfeccionamiento lo que se traduce en mejores oportunidades laborales”.

Por su parte, Heriberto Diaz, director Liceo Manuel Blanco Encalada, considera que “es muy relevante impulsar programas de fortalecimiento de las capacidades empresariales en los estudiantes tanto como en los docentes del liceo técnico profesional Manuel Blanco Encalada, en su etapa formativa, para proyectar a futuros emprendedores en las áreas técnicas del liceo, convirtiéndonos en un liceo que aporta con su capital humano a la economía local, con una visión emprendedora para la sociedad, la comuna de Caldera y el país”.

Al finalizar este programa se espera contar con productos de alimentos saludables, uno de origen acuícola y el otro de origen agrícola salina, a partir de materias primas que pertenezcan al patrimonio agroalimentario y acuícola del sector; diseño y desarrollo de circuitos o rutas turísticas asociativas con identidad científica, paleontológica, cultural, gastronómica, patrimonial y/o deportiva de la comuna de Caldera.

Por Carol Carvajal , Encargada de Comunicaciones de Cowork Atacama

86 escolares de la Región de Valparaíso comenzaron a trabajar en sus proyectos de emprendimiento

AlCubo PUCV dio inicio a sus talleres 2020, donde 33 equipos de 22 colegios se capacitarán en temáticas de emprendimiento durante seis meses.

La Pontificia Universidad Católica de Valparaíso a través de su Incubadora Escolar AlCubo de la Dirección de Innovación y Emprendimiento, perteneciente a la Vicerrectoría de Investigación y Estudios Avanzado fomenta el espíritu y cultura emprendedora en los estudiantes y profesores de establecimientos educacionales de enseñanza básica y media de la Región de Valparaíso, teniendo en cuenta que los estudiantes son los futuros emprendedores que el país necesita. 

Es en este contexto, que cada año en sus dos líneas de acción, Clubes de Emprendimiento y Despega del Aula, apoya a escolares de distintos establecimientos de la región que deseen comenzar o fortalecer un proyecto de emprendimiento. En la primera, trabaja el desarrollo de ideas mediante capacitaciones, talleres, charlas y activaciones creaticas que les permitan ejecutar de manera óptima su proyecto. Se espera que los grupos pertenecientes a los Clubes sean capaces de llevar a cabo proyectos de emprendimiento, logrando identificar problemáticas y oportunidades existentes en su entorno, así como las estrategias necesarias para implementarlas. 

Por su parte, en Despega del Aula se trabaja el desarrollo, confección y validación de prototipos. Al mismo tiempo, se espera que al finalizar el programa logren tener un prototipo funcional con los recursos adjudicados, distinguiendo funcionalidades, diseños y modo dee uso.

Ambas líneas de trabajo comenzaron sus talleres con actividades online, puesto que han debido adaptarse a esta modalidad debido a la pandemia, lo que pese a ser una nueva forma de trabajo, ha tenido muy buena acogida por parte de las niñas, niños y jóvenes.

El coordinador de AlCubo PUCV, Juan Pablo Tapia, se refirió al trabajo realizado en estas primeras semanas y, señaló: “Ambos programas de AlCubo se han desarrollado con éxito gracias a la buena disposición de profesores y estudiantes. Es gracias a eso que hemos visto grandes ideas y prototipos que van en vías a convertirse en soluciones concretas a las problemáticas sociales que los equipos han ido detectando en estas semanas”.

Mientras que la profesora del colegio Saint Peter’s School, Makarena Soto comentó la recepción que han tenido los estudiantes y docentes frente a los talleres ya realizados, “El programa formativo de AlCubo, ha sido un espacio de aprendizaje constante que viene a permitirme aplicar el curso de «Gestión en emprendimiento escolar» realizado el año pasado por Brújula PUCV. A pesar de ser nuestra primera vez como colegio en Alcubo y estar en en este contexto virtual producto de la pandemia, nos ha permitido crecer en conocimientos no tradicionales”.

Por su parte, las participantes del proyecto Second Chance del mismo colegio, Trinidad Wilkins y Eva Calderón señalaron lo que ha significado para ellas ser parte de AlCubo. “Ha sido una muy buena experiencia, he aprendido muchas cosas, ya que los profesores son muy buenos explican muy bien. Nunca pensé que podría llegar a hacer un emprendimiento en mi vida, lo encontraba muy aburrido, pero ahora sé y es muy entretenido” manifestó Trinidad, mientras que Eva hizo énfasis en su emprendimiento “Siento que puedo ayudar al medio ambiente y a las personas. Además yo he aprendido muchas cosas que antes no sabía como que es un lean canvas y nos han explicado muy bien y se toman el tiempo por si no entendimos algo”.

Docente de Rapa Nui confecciona protectores faciales para donar a instituciones de salud de la zona

La iniciativa nace desde el proyecto Mentes Inquietas desarrollado por la PUCV en 2019, donde se dejaron instaladas las capacidades para el desarrollo de proyectos en impresoras 3D

La Dirección de Innovación y Emprendimiento de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, a través de su Incubadora Escolar AlCubo PUCV, durante 2019 ejecutó el programa Mentes Inquietas en Rapa Nui, donde estudiantes de básica y media de la zona tuvieron la oportunidad de adquirir nuevas competencias que les permitieron liderar proyectos de innovación tecnológica, con foco en la resolución de problemáticas sociales y medio ambientales de su entorno.

El proyecto que fue ejecutado por AlCubo y  financiado por CORFO con aportes del Fondo de Innovación para la Competitividad del Gobierno Regional de Valparaíso año 2016 se dividió en cuatro etapas que se desarrollaron entre septiembre y diciembre de 2019. En la primera se habló de emprendimiento, los conceptos relacionados a esta temática y cómo implementar un proyecto. Posteriormente, en la segunda etapa, un grupo de British Council viajaron a la Isla a realizar talleres de micro:bit. En la tercera fase, el equipo de Rotatecno dio talleres de robótica a los estudiantes y profesores de los cuatro colegios participantes. 

En la última etapa, viajaron profesionales del Valpo Maker PUCV, de la Escuela de Arquitectura y Diseño PUCV y de la Dirección de Innovación y Emprendimiento de la Universidad a Rapa Nui, donde se repasaron algunos conceptos, se enseñó a utilizar programas para imprimir en 3D  y a programar en arduino. Y es en este contexto, en que la PUCV apoyó en la adquisión de dos impresoras 3D que quedaron en la Isla, específicamente, en el Colegio San Sebastián de Akivi y en la Aldea Educativa.

Debido a lo anterior, es que algunos profesores y profesoras del lugar, han comenzado a interiorizarse más en el tema y a utilizar las impresoras en proyectos locales. El docente del Colegio San Sebastián de Akivi, Cristian Cornejo, comentó: “El apoyo del programa abrió nuevos campos para los alumnos, y en mi caso fue el punto de partida del que iba a ser el primer taller de robótica de Isla de Pascua y que se daría en el colegio. Ya que viendo el empeño y dedicación que pusieron nuestros alumnos, con el compromiso mío y también de los directivos del colegio, es que la Universidad decidió apoyarnos con los insumos para el taller de robótica del colegio”.

Actualmente, debido a la contingencia mundial que se vive en torno al COVID-19, es que el profesor Cristian Cornejo, se ha unido a la iniciativa “Makers por Chile”, donde está construyendo protectores faciales, para donarlos a instituciones de salud. “La idea de los protectores faciales no nace de mi, es una iniciativa a nivel mundial y que en Chile se ha concentrado en el grupo «Makers por Chile» el cual tiene subgrupos en muchas regiones de Chile, siendo los más alejados los muchachos de Magallanes y nosotros en Rapa Nui” comentó Cornejo.

Los protectores que se están haciendo en la Isla son el modelo que se aprobó en la ciudad de Galicia en España y, la intención es proteger a los trabajadores de la salud, puesto que en algunos países se les entregaron antiparras y en los turnos de 12 o 24 horas, han dejado marcas y heridas en las caras de éstos.

Hasta la fecha, se han entregado al menos 60 protectores faciales a distintas instituciones, entre las que se encuentran, el Hospital Hanga Roa, la ONEMI, la Gobernación Provincial de Isla de Pascua, farmacias y comercio local de la zona, especialmente a los de primera necesidad, ya que es necesario que Rapa Nui continúe su cadena normal de abastecimiento.

Académicos PUCV dictaron ciclo de Talleres para escolares participantes de los Clubes de Emprendimiento de AlCubo

Cinco fueron las jornadas de trabajo y aprendizaje, donde escolares de la región participaron en los talleres realizados por la Incubadora de Emprendimiento Escolar AlCubo de la Dirección de Innovación y Emprendimiento PUCV.

El miércoles 25 de septiembre se dio inicio al ciclo de Talleres enmarcada en los Clubes de Emprendimiento 2019. Esta actividad es impulsada por la Dirección de Innovación y Emprendimiento perteneciente a la Vicerrectoría de Investigación y Estudios Avanzados de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso (PUCV) y, en esta oportunidad participaron estudiantes desde kínder a cuarto medio, de distintos colegios de la región.

Los talleres se dividieron en tres distintas categorías, para así distribuir a los alumnos que están dentro de AlCubo, dependiendo del interés de sus proyectos. Las clases fueron, Periodismo, Informática y Prototipado, cada grupo tuvo dos jornadas de trabajo bajo las atentas miradas de profesionales PUCV.

La Directora de Innovación y Emprendimiento, Carolina Silva, se refirió a la realización de la actividad, donde señaló: “En este tipo de actividades se ve reflejado el compromiso que tiene nuestra Institución, donde a través de sus académicos se demuestra su vocación de querer ayudar a los emprendedores en edades tempranas. Los estudiantes jóvenes se han visto muy entusiasmados y muy motivados por venir a la Universidad, pero por sobre todo, por tener una relación más cercana con académicos. Creo que debe ser un ejemplo a replicar también con otras escuelas”, agregó.

El inicio a este ciclo de talleres lo comenzó la académica de la Escuela de Periodismo de la PUCV, Daniela Lazcano, donde la temática estuvo centrada en las comunicaciones, el manejo de la información y sus derivados desde el Periodismo. Los escolares que participaron en esta clase realizaron un afiche donde se destacó lo más importante de sus proyectos, para así darlo a conocer a los demás participantes y difundirlo desde las redes sociales de los emprendimientos. Los escolares también realizaron un video donde muestran el avance de sus proyectos a sus compañeros

El segundo taller fue de Informática, dictado por la profesora de la Escuela de Ingeniería Informática de nuestra Universidad, Pamela Hermosilla y dos ayudantes de su asignatura, Darío Muñoz y Javier Hermosilla. En esta oportunidad los jóvenes escolares iniciaron conocimientos en el uso de la herramienta WordPress, para comenzar a crear su propia página web para los emprendimientos que se encuentran  en desarrollo.

Posteriormente, en el tercer taller se visualizó el prototipo del proyecto que están desarrollando los estudiantes. Esta clase estuvo a cargo del coordinador Técnico de Valparaíso Maker Space PUCV, César Cofré. En esta ocasión, los discutieron sus ideas en un taller dinámico que permitió resolver dudas, para luego en la segunda parte enfocarse en lo que sería el prototipo 3D, las máquinas y materiales necesarios para cada llevar a cabo cada idea de los jóvenes.

El coordinador del ValpoMaker, César Cofré afirmó, “Es necesario que estas actividades inicien desde que son escolares, se debe sentar una base, con un pensamiento crítico, innovador, que permita a los chicos buscar lo que necesitan, encontrar soluciones y experimentar un proceso de creatividad, innovación, investigación, construcción, que no es sencillo, pero es necesario que lo vivan”.

Al finalizar esta jornada, el estudiante del Liceo Politécnico de Marga Marga de Quilpué, Reinier Esparragoza, comentó lo desarrollado e importancia de la clase: “Es un taller bastante interesante, bien realizado, con mucha formalidad, donde el espacio es agradable y bien equipado. Podemos aprender cosas nuevas, nutrirnos de conocimiento y explorar nuevas áreas de este mundo”.

Por su parte, la profesora de Química del colegio Limache College, Pamela Valenzuela, comentó: “Encuentro que este taller es muy útil porque entregar herramientas para poder desenvolvernos en distintas áreas. En el caso del emprendimiento es muy favorable para que los niños aprendan otras técnicas de publicidad, aparte del Facebook y las demás redes sociales”.

La participación de los escolares de distintos colegios de la región fue muy positiva y enriquecedora, pero no solo para ellos, sino que también, para los profesionales de nuestra Universidad que fueron participe de esta actividad.

Cinco fueron las jornadas de trabajo y aprendizaje, donde escolares de la región participaron en los talleres realizados por la Incubadora de Emprendimiento Escolar AlCubo de la Dirección de Innovación y Emprendimiento PUCV.

413 profesores y asistentes de la educación participan en curso B-Learning sobre gestión de equipos de innovación y emprendimiento escolar de la PUCV

El curso es ejecutado por la Incubadora de proyectos escolares AlCubo PUCV y financiado por CORFO.

La Pontificia Universidad Católica de Valparaíso (PUCV), a través de su Dirección de Innovación y Emprendimiento de la Vicerrectoría de Investigación y Estudios Avanzados, fomenta iniciativas con impacto social que se relacionan directamente con el sello valórico PUCV. Es en este sentido, desde 2012 que la Incubadora de Emprendimiento Escolar AlCubo, promueve en las nuevas generaciones y de forma temprana el gen de la innovación y el emprendimiento.

En esta ocasión, AlCubo está capacitando vía B-learning a profesores y asistentes de la educación en “Gestión de Equipos de Innovación y Emprendimiento Escolar- Nivel Básico” mediante el programa “Brújula” que es financiado por CORFO. 

La convocatoria del curso fue abierta a toda la población nacional, logrando así 413 personas inscritas en 13 regiones del país, entre las que se encuentran, Arica y Parinacota, Tarapacá, Atacama, Coquimbo, Valparaíso, Metropolitana, O’Higgins, Maule, Ñuble, Concepción, Araucanía, Los Lagos, General Carlos Ibañez del Campo. Siendo las regiones de Valparaíso (145), de Atacama (134) y Metropolitana (86) con más inscritos, respectivamente. 

Además, es importante destacar que el 42% de los participantes inscritos trabajan en colegios municipales, 32% en instituciones particulares subvencionados, mientras que el 26% restante están situados en colegios particulares, educación superior, instituciones de gobierno, entre otros.

Respecto al curso que comenzó el día martes 10 de septiembre, donde se habilitaron las 14 comunidades de aprendizaje para participantes y tutores, la directora de Innovación y Emprendimiento PUCV, Carolina Silva, señaló: “Como Universidad estamos muy satisfechos con la convocatoria que hemos logrado en este programa. Esperamos que todos los profesores y profesoras que están participando finalicen este curso teniendo todas las herramientas necesarias para gestionar emprendimientos en sus comunidades”.

El curso cuenta con una fase online que tiene una duración de 9 semanas y considera 24 horas en total, con una carga académica de tres horas semanales. Además se realizarán dos seminarios finales en Valparaíso y Atacama, para así lograr conformar una red nacional de docentes líderes en innovación y emprendimiento PUCV.

Estudiantes de Quintero participantes en Innova Camp PUCV ganaron viaje para conocer el Tecnológico de Monterrey

Los jóvenes debieron presentar sus proyectos en formato pitch a autoridades locales, quienes decidieron el equipo ganador.

Dentro de los objetivos de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso (PUCV) se encuentra el establecer una relación de liderazgo con la comunidad, especialmente en lo que respecta a los ámbitos de la innovación y el emprendimiento con el fin de promover soluciones pertinentes a los problemas de la sociedad. La Vicerrectoría de Investigación y Estudios Avanzados es la encargada de esta tarea, realizando un trabajo conjunto entre la Universidad y el medio externo en que ésta está inserta. Es así en AlCubo, Incubadora de Emprendimientos Escolares se busca fomentar la cultura e inclusión temprana en asuntos de emprendimientos e innovación en escolares de la región.

Respecto a lo anterior, es que en 2019 la Dirección de Innovación y Emprendimiento, a través de su incubadora AlCubo se encuentra ejecutando el proyecto Innova Camp, que es financiado con los Fondos de Innovación para la Competitividad del Gobierno Regional de Valparaíso año 2016 y CORFO, el que promueve el desarrollo de habilidades y competencias de emprendimiento e innovación en jóvenes escolares de Quintero, en las temáticas de inclusión social y turismo.

Es en este contexto, se realizó un bootcamp para las niñas, niños y jóvenes que pasaron el primer proceso de selección, quedando seleccionados para vivir este campamento de tres días donde aprendieron a cómo crear un emprendimiento, propuesta de valor, modelo de negocios, entre otros aspectos relacionados a un proyecto.

Sobre el bootcamp, la directora de Innovación y Emprendimiento, se refirió a la importancia de esta actividad y, señaló: “Quisimos extender los brazos y llegar a otras comunas más alejadas como es el caso de Quintero, el objetivo de este proyecto es fomentar habilidades emprendedoras en los estudiantes dirigiéndolos a las problemáticas que identificamos junto a ellos, donde se definieron los desafíos de inclusión social y turismo. Los escolares estuvieron trabajando durante varios meses con la PUCV, donde pudieron fortalecer sus propuestas, validar estas necesidades y en esta etapa final, se realizó un bootcamp de tres días les permitió aprender herramientas más técnicas para sus proyectos”.

En el pitch participaron como jurados el representante del Gobierno Regional, Víctor Fuentes; el director de Injuv Valparaíso, Alejandro Leiva, la directora de Innovación y Emprendimiento, Carolina Silva; el representante del Departamento de Administración de Educación Municipal de Quintero, Sebastián Fuentes y director de Corfo Valparaíso, Juan Fernando Acuña, que por bases no podía elegir a los ganadores, sin embargo, escuchó y participó activamente en la presentación de los 12 equipos.

El director de Corfo Valparaíso, Juan Fernando Acuña, habló sobre esta actividad e, indicó: “Me parece una actividad muy potente y relevante porque motiva a los estudiantes de colegios de Quintero a trabajar en estas temáticas. Ellos están muy empeñados y tienen muy claras las ideas de cómo aportar a la innovación y el emprendimiento. Nuestra tarea como Corfo, parte desde edades tempranas, ya que son los emprendedores del futuro y tienen muy buenas ideas. Estamos muy motivados en que estos niños y niñas estén trabajando en estas temáticas, ya que tienen muy buenas ideas, están desarrollando unos muy buenos proyectos y los pitch presentados fueron muy buenos, de alto nivel”.

“Este es un trabajo colaborativo y muy potente que, junto a la PUCV, a través de su Dirección de Innovación y Emprendimiento hemos trabajado muy activos, es una gran labor que hace la universidad, ya que además de ocuparse de estas temáticas, lo hacen en un público joven que son necesarios para avanzar” agregó.

Por su parte, la profesora de historia del colegio Santa Filomena, Karen Vegas, se refirió a la importancia del bootcamp para su desarrollo profesional y, señaló: “Esto es muy significativo, tanto para las niñas como para mí, ya que nunca habíamos tenido la oportunidad de participar en algo así, por lo que estamos muy contentas, ya que la organización es muy buena, las actividades con mentores han sido muy fructíferas, es una experiencia muy enriquecedora que ojalá todos tengan la posibilidad de tener. Me parece muy bien que la Universidad haga estas iniciativas, ya que por su rol público tiene que trabajar en que la sociedad mejore, creo que las otras universidades también deberían implementar estas instancias”.

Al finalizar las 12 presentaciones, el jurado eligió al equipo ganador, donde Quintravel del Colegio Don Orione de Quintero son los que irán a conocer el Tecnológico de Monterrey en México. La estudiante que realizó el pitch de ese grupo de trabajo, Pebels Herrera que cursa segundo medio habló sobre su emprendimiento “Quintravel está enfocado en turismo y se va a dividir entre dos tipos de clientes, vamos a trabajar con grandes y pequeños emprendedores, y nuestros usuarios podrán acceder a distintos beneficios de una forma más dinámica, a través de una ruta turística y un juego, donde ciertas preguntas van a probar la memoria del usuario y darán puntos para acceder a distintos beneficios que son cupones de descuentos en la comuna. El objetivo general que tenemos es fomentar la cultura entre los habitantes de Quintero y las personas que vienen de afuera”,

“Creo que instancias así, como estas, son bastantes enriquecedoras, poder llegar a una forma propicia que esté de acuerdo a mis intereses es algo que se agradece, sé que es una forma alternativa de aprendizaje” señaló.

Académicos/as PUCV participarán como mentores de estudiantes escolares innovadores

Despega del Aula PUCV realizó jornada de bienvenida a docentes que participarán en esta edición 2019.

La Vicerrectoría de Investigación y Estudios Avanzados (VRIEA) de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso (PUCV), a través de su Dirección de Innovación y Emprendimiento, se encuentra desarrollando la tercera versión de Despega del Aula de la Incubadora Escolar y Juvenil AlCubo. Este proyecto busca potenciar las herramientas prácticas y conceptuales de estudiantes de enseñanza media de la Región de Valparaíso, para que logren desarrollar proyectos de emprendimiento e innovación social.

Cada año los equipos estudiantiles son apoyados por académicos PUCV, con el fin de nutrir sus proyectos y darles mayores herramientas para que puedan ejecutarlos de la mejor manera. Es por esto, que la figura de los mentores, son muy importantes en el desarrollo de los emprendimientos, ya que se busca un docente acorde a las áreas en que los escolares están inmersos.

En esta ocasión, se realizó una bienvenida al grupo de mentores, que serán los encargados de guiar los proyectos de los jóvenes, en la cual, el académico de la Escuela de Ingeniería Eléctrica, Daniel Yunge, se refirió al valor que tienen estas instancias para los docentes y, señaló: “Me parece excelente que haya una instancia formal por parte de la Universidad, para darle mentoría a los alumnos de los colegios, sobre todo porque hay muchos escolares que tienen ganas de hacer cosas nuevas, fuera del esquema tradicional del aula de clases, y el hecho de que sean apadrinados por la Universidad es genial, ya que es un proceso continuo y, al mismo tiempo, una  buena iniciativa con gran impacto social”.

El docente, también agregó “Yo tengo una beta de emprendedor, entonces me gusta participar en el Despega del Aula y me identifico con los escolares, me gusta que las y los jóvenes puedan desarrollar esta área como método de enseñanza”.

Los académicos PUCV que participarán como mentores en esta edición de Despega del Aula son: Herbert Spencer, Vanessa Vega, Pamela Hermosilla, Macarena Rubilar, Ariel Leiva, Germán Hoernig, Daniel Yunge, Jessica López, Leonardo Pizarro, Juan Carlos Jeldes y Leonardo Aravena.

PUCV apoyará 55 proyectos de emprendimiento escolar en 2019

La Incubadora AlCubo PUCV desde 2012 apoya iniciativas de jóvenes de la Región de Valparaíso.

06.06.2019

AlCubo es la Incubadora de Emprendimiento Escolar y Juvenil de Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, creada el año 2012 como parte del plan estratégico de la Dirección de Innovación y Emprendimiento de la Universidad, buscando fomentar la cultura e inclusión temprana en temáticas de emprendimiento e innovación en escolares de la región.

En la incubadora se encuentran las líneas Clubes de Emprendimiento y Despega del Aula, quienes, desde su saber hacer, desarrollan temáticas de emprendimiento en escolares desde 1º básico a 4º medio, basándose en una metodología de trabajo aplicada, sumada al apoyo de mentores, quienes acompañan el desarrollo técnico de los proyectos de emprendimiento de los alumnos.

Para participar en las líneas anteriormente mencionadas, es que cada año se realiza una convocatoria abierta donde equipos escolares de diferentes establecimientos educacionales de la Región de Valparaíso postulan para ser parte de AlCubo. En esta ocasión, de los 72 equipos que postularon, 55 quedaron seleccionados para desarrollar sus proyectos durante 2019 con el apoyo de la Universidad, quienes participaron en la Ceremonia de Adjudicación.

En dicha ocasión, la ceremonia estuvo encabezada por el vicerrector de Investigación y Estudios Avanzados PUCV, Joel Saavedra; la directora de Innovación y Emprendimiento PUCV, Carolina Silva y contó con la participación de la directora General de Vinculación con el Medio PUCV, Karina Toledo; el Jefe de División de Fomento e Industria del Gobierno   Regional de Valparaíso, Víctor Fuentes; el director de FOSIS, Luis Rivera; la coordinadora regional de INJUV Valparaíso, Samira Chauán; el representante del Ministerio de Educación, Omar Westerhount; el representante del Senador Kennet Pugh, el encargado territorial de gabinete, Allone Barra y la gerente general de Rotatecno, Camila Quevedo.

En la oportunidad, se reconoció a los proyectos apoyados de 40 colegios de la Región de Valparaíso, donde recibieron el financiamiento que les servirá para ejecutar sus proyectos. El apoyo brindado por AlCubo, consiste en talleres realizados por expertos en el área, seguimiento por parte del equipo de la Incubadora y actividades que refuerzan los conceptos de innovación y emprendimiento.

Respecto a Alcubo y su reciente convocatoria, el vicerrector de Investigación y Estudios Avanzados PUCV, Joel Saavedra, destacó la incorporación de nuevos establecimientos educacionales y, señaló: “Quiero darle la bienvenida a los nuevos colegios que se han incorporado en estos últimos años, estamos muy felices de estar presentes en comunas más alejadas del Gran Valparaíso, lo que nos permite descentralizar estos conocimientos. También quiero agradecer a las autoridades presentes, ya que todas y todos ellos nos apoyado en distintas instancias que hemos desarrollado en torno a la innovación y emprendimiento”.

Por su parte, el docente del Colegio King Edwards School, Germán Contreras, contó cómo ha sido su experiencia en AlCubo y, manifestó: “Nosotros estamos desarrollando un invernadero donde usamos la luz ultravioleta para generar semillas con mayor resistencia, lo que nos permite usar menos agua y utilizar energía solar y eólica”.

“Es primera vez que estamos participando en AlCubo y me ha parecido espectacular, una experiencia maravillosa que creo que nos abre un camino como colegio, ya que nos faltaba esta parte de innovación y tenemos muchas proyecciones. Hoy día sentimos que podemos más con la ayuda de la Universidad.

El joven estudiante del Liceo Industrial Óscar Corona Barahona, Matías Aguilera, habló sobre lo que ha significado para él emprender junto a la Universidad, “Gracias a AlCubo se me han abierto las expectativas para poder apuntar más lejos. Nosotros somos de Calera y al venir a la Universidad nos dimos cuenta que podemos llegar a otros lados y conocer más gente lo que nos beneficia para el desarrollo de nuestro proyecto. Ya que profesores universitarios nos dan ideas de cómo avanzar y proceder”.